GE Castro-SanMiguel. Departamento de Lengua Y Literatura Española (2º ciclo de ESO y Bachillerato)


martes, 27 de noviembre de 2018

"TENEMOS QUE VERNOS MÁS"

El vídeo sobre la amistad que te encogerá el corazón:
Piensa una cosa. Si hoy te dijeran que, en lo que te queda de vida, tan solo pasarás 55 días con tu mejor amigo, ¿qué harías? Probablemente no te lo creyeras y te resultara un cálculo de lo más impresciso. Sin embargo, párate a pensar en las veces que has visto a tus seres queridos en los últimos meses.

El estrés diario, las redes sociales y un ritmo de vida del todo acelerado han ido haciéndose, silenciosamente, con el tiempo que antes dedicábamos a nuestras relaciones personales. El «ya te llamaré» es hoy de lo más real y se acentúa a medida que nos hacemos mayores. ¿Con qué frecuencia ves hoy a ese colega con el que antes salías todos los viernes? ¿Y a aquel primo que siempre fue tu confidente?

La marca de licores Ruavieja ha elaborado una campaña publicitaria de lo más impactante y que trata de averiguar cuánto tiempo pasarás con tus seres queridos desde hoy hasta el día de tu muerte. El test, que puedes probar en la página web de la marca de alcohol, pretende concienciarnos de la necesidad de dedicar más minutos a aquellos que de verdad importan, recordándonos para ello que un día no estarán.

 




Y en el siguiente enlace a la página de Ruavieja podrás calcular cuánto tiempo te que da para ver a tus seres queridos...¿Te atreves?

lunes, 19 de noviembre de 2018

ETAPAS DE LA POESÍA DE JUAN RAMÓN JIMÉNEZ

A tarvés de estos 3 vídeos vamos a conocer algunas características que nos permitan acercarnos a las etapaas poéticas de la Poesía de Juan Ramón Jiménez:

La etapa sensitiva (1898–1915). Esta etapa se subdivide a su vez en dos sub-etapas; la primera abarca hasta 1908; la segunda, hasta 1916. 
   La primera está marcada por la influencia de Bécquer, el Simbolismo y un Modernismo de formas tenues, rima asonante, verso de arte menor y música íntima. En ella predominan las descripciones del paisaje como reflejo del alma del poeta, un paisaje que no es natural ni fruto de paseos como el de Machado, sino sometido al estatismo de un jardín interior, al intimismo de un orden. Predominan los sentimientos vagos, la melancolía, la música y el color desvaído, los recuerdos y ensueños amorosos. Se trata de una poesía emotiva y sentimental donde se trasluce la sensibilidad del poeta a través de una estructura formal perfecta. Pertenecen a esta etapa Rimas (1902), Arias tristes (1903), Jardines lejanos (1904), Elegías (1907). 
   La segunda época se vierte en la forma del arte mayor (endecasílabos y alejandrinos), la rima consonante, el estrofismo clásico (sonetos, serventesios); denota una mayor impronta modernista, del Simbolismo francés (Charles Baudelaire, Paul Verlaine) y del decadentismo anglofrancés (Walter Pater, fundamentalmente); pertenecen a esta sub-etapa La Soledad Sonora (1911), Pastorales (1911), Laberinto (1913), Platero y yo (elegía andaluza) (1914) y Estío (1916), entre otros.


La etapa intelectual (1916–1936). Su primer viaje a América y el contacto con la poesía en inglés (Yeats, William Blake, Emily Dickinson, Shelley) marca profundamente esta segunda etapa (1916–1936), bautizada por él mismo como Época intelectual y que le vincula a la corriente literaria del Novecentismo. Se produce un hecho fundamental: el descubrimiento del mar como motivo trascendente. El mar simboliza la vida, la soledad, el gozo, el eterno tiempo presente. Se inicia asimismo una evolución espiritual que lo lleva a buscar la trascendencia.
   Juan Ramón Jiménez en su deseo de salvarse ante la muerte, se esfuerza por alcanzar la eternidad, y eso sólo puede conseguirlo a través de la belleza y la depuración poética. Suprime, pues, toda la musicalidad, los argumentos poéticos, la aparatosidad externa y ornamental anterior para adentrarse en lo profundo, en lo bello, en lo puro, en lo esencial.
   De esta época destacan Diario de un poeta recién casado (1916), Primera antología poética, (1917), Eternidades (1918), Piedra y cielo (1919), Poesía (1917–23) y Belleza (1917–23).




La etapa suficiente o verdadera (1937–1958). Pertenece a la época suficiente o verdadera todo lo escrito durante su exilio americano. Juan Ramón continúa replegado en sí mismo en busca de la belleza y la perfección. Su ansia por la trascendencia lo lleva a una cierta mística e identificarse con Dios y la belleza en uno.
   En Animal de fondo el poeta busca a Dios «sin descanso ni tedio». Pero ese dios no es una divinidad externa al poeta, sino que se halla en él y en su obra («tu esencia está en mí, como mi forma»; «en el mundo que yo por ti y para ti he creado»). Ese dios al que se refiere es causa y fin de la belleza.
   Dios deseado y deseante (1948–49) supone la culminación de Animal de fondo. El poeta llega incluso a identificarse con ese dios que tanto ha buscado. Un dios que existe dentro y fuera de él, un dios que es deseado y deseante.


miércoles, 7 de noviembre de 2018

LA COHERENCIA Y COHESIÓN TEXTUALES

En la siguiente presentación podéis observar un esquema visual de la caracterización de estas dos propiedades textuales:


jueves, 25 de octubre de 2018

FIGURAS LITERARIAS EN CANCIONES Y MONÓLOGOS

En esta canción de Joaquín Sabina, podemos ver ejemplos de figuras como ANÁFORAS, PARALELISMOS y algún RETRUÉCANO.



En la siguiente de Fito y Fitipaldis, veremos ejemplos de ANTÍTESIS.



Y más ejemplos de RETRUÉCANOS en FIto y Fitipaldis.



En el siguiente vídeo podemos ver cómo una ALEGORÍApuede ser un conjunto de METÁFORAS CONTINUADAS en las que el autor interpreta cada término imagen como parte de un conjunto de elementos relacionados entre sí (artes de pesca, en este caso) que se corresponden con los términos origen (formas de ligar, de encontrar pareja).



Y como ejemplo de SÍMIL, esta canción de Joaquín Sabina.








RETICENCIA (del latín RETICERE, relacionado con tácito y taciturno: 'callar'). Figura que consiste en silenciar el discurso sin llegar a pronunciar la idea que se sobreentiende, que se deduce o que se espera en ese momento. Tiene bastante fuerza porque obliga al oyente o lector a ser él activamente el que piense lo que queda en el aire: "Eres un...". La reticencia se entiende siempre fácilmente en su contexto. 

En el siguiente vídeo podemos escuchar una canción antigua famosa de la que se calla la última frase (muy conocida y deducible del contexto) para dar paso a otra moderna que lleva como título la parte expresa donde quedó truncada la canción: "Y sin embargo". A su vez, la canción termina con el título, que es, a su vez, una reticencia clara, pues presenta una información incompleta.


Uno de tantos ejemplos con canciones plaghadas de hermosas METÁFORAS

lunes, 22 de octubre de 2018

CARACTERÍSTICAS DEL MODERNISMO

En la literatura en lengua española, el término modernismo denomina a un movimiento literario que se desarrolló entre los años 1880-1920, fundamentalmente en el ámbito de la poesía, que se caracterizó por una ambigua rebeldía creativa, un refinamiento narcisista y aristocrático, el culturalismo cosmopolita y una profunda renovación estética del lenguaje y la métrica. Se conoce por modernismo a la forma hispánica de la crisis universal de las letras y del espíritu, que se manifiesta en el arte, la ciencia, la religión y la política. En ciertos aspectos su eco se percibe en movimientos y en corrientes posteriores. En las raíces del Modernismo hay un profundo desacuerdo con la civilización burguesa. En ciertos sentidos, se trata de una corriente heredera del Posromanticismo decimonónico, al que da una especie de salida, y en las demás artes esta estética se plasma en las formas del art nouveau (en Bélgica y Francia), Modern Style (en Inglaterra), Sezession (en Austria), Jugendstil (en Alemania y Países Nórdicos), Liberty (en Estados Unidos), Floreale (en Italia), y Modernismo artístico (en España e Hispanoamérica).

Tradicionalmente, se ha asociado su comienzo a la publicación, en 1888, de Azul..., de Rubén Darío, a causa de la innegable repercusión del libro en la literatura de Hispanoamérica.[cita requerida]

El término modernismo designaba cierta corriente heterodoxa de renovación religiosa, y se aplicó en el campo de las artes a tendencias surgidas en los últimos veinte años del siglo XIX. Sus rasgos más comunes eran un marcado anticonformismo y un esfuerzo de renovación. En su origen el apodo de «modernistas» era utilizado con un matiz despectivo. Hacia 1890, Rubén Darío y otros autores asumen tal designación con insolente orgullo; a partir de entonces el término modernismo fue perdiendo valor peyorativo.

miércoles, 17 de octubre de 2018

TIPOS DE CONECTORES

En lingüística, se denomina conector discursivo o conector del discurso1​ a una unidad lingüística que une partes de un texto y le da una relación lógica a las oraciones; la existencia de estos elementos es vital, para integrar las ideas de mejor manera y para hacer inteligible la información; estas palabras son conocidos también como conectores textuales , discursivos, marcadores u operadores del discurso. La noción se confunde a veces con la de nexo gramatical que se refiere únicamente a elementos puramente gramaticales. 

Un nexo es una palabra, morfema o partícula gramatical cuya función sintáctica es unir unas palabras, sintagmas u oraciones con otras. La noción de nexo es básicamente morfosintáctica, y no debe ser confundida con la noción semántico-discursiva de conector lingüístico. 






A continuación, haremos unas actividades para practicar el uso de mecanismos de cohesión textual, que sirve además para evitar repeticiones, y otras para ejercitarnos en el reconocimiento y uso de los conectores.





lunes, 15 de octubre de 2018

LA GENERACIÓN DEL 27

Con el término Generación del 27 se denomina a una constelación de escritores y poetas españoles del siglo XX que se dio a conocer en el panorama cultural alrededor de 1927,​ con motivo del homenaje a Luis de Góngora organizado en ese año por José María Romero Martínez en el Ateneo de Sevilla con motivo del tercer centenario de su muerte, en el que participaron muchos de sus miembros más conocidos, dentro de la "Edad de Plata" de la literatura española, época en que coincidieron en plena producción durante la Segunda República esta brillante promoción junto a otras dos no menos brillantes: Generación del 98 y Novecentismo.

Hay, por parte de los expertos, cierta polémica sobre si debe considerar o no como generación a este grupo de autores, puesto que según uno de sus miembros, Pedro Salinas, los integrantes del mismo no cumplen los criterios que Julius Petersen asigna al concepto historiográfico de "Generación" .

Es difícil ver un patrón tan claro en el heterogéneo grupo de autores que podrían encuadrarse en la denominada "Generación del 27". Si bien es cierto que el nacimiento de la mayoría se sitúa en un lapso que no rebasa los 15 años, no todos los autores nacidos entonces se han considerado miembros del grupo. La mayoría posee una sólida formación universitaria; pero no hubo un guía claro, aunque al principio se dejaran ayudar por Juan Ramón Jiménez, ni tampoco un lenguaje generacional, ya que, si bien todos ejercieron estéticas de la Vanguardia artística, no renunciaron a la tradición literaria culta del Siglo de Oro o la popular (neopopularismo); además atravesaron por distintas etapas, por más que una bastante común y muy definitoria fuese la surrealista.

Aunque se podría considerar "acontecimiento generacional" el acto de reivindicación en el Ateneo de Sevilla de la segunda época de Luis de Góngora, la llamada culterana, rechazada por la crítica literaria oficial, no se levantaron con firmeza contra generaciones anteriores, ni estas se hallaban en un estado de anquilosamiento; muy por el contrario constituyen una generación "cumulativa" que asume los logros de las anteriores, y todas estas generaciones del 98, del 14 y del 27, las que forman la llamada Edad de Plata de la literatura española, reaccionaban en el fondo contra una sola: la decimonónica, identificada con la falsía del turnismo de partidos y de la Restauración monárquica, contra las que se levantó también el Krausismo, la Institución Libre de Enseñanza y el Regeneracionismo, corrientes de las que se sienten herederos. En cuanto a si existieron relaciones personales entre ellos, las hubo, incluso de profunda amistad al menos entre los que residieron en la misma zona y frecuentaron lugares como la Residencia de Estudiantes, donde entraron en contacto con las vanguardias artísticas y científicas, y el Centro de Estudios Históricos, donde asimilaron las tradiciones culturales hispánicas, así como en las redacciones de revistas como La Gaceta Literaria, Cruz y Raya, Revista de Occidente, Litoral, Caballo Verde para la Poesía y Octubre entre otras, lo cual les hace tener una conciencia colectiva unida por experiencias comunes y propias definidas al cabo por la positiva de la República y las negativas de la Guerra Civil y los exilios exterior e interior.




 AUTORES REPRESENTATIVOS (ABAU): temas y etapas poéticas